Marketing Proactivo

Las 5 ventajas del Marketing Proactivo

Existen diferentes niveles en los cuales el marketing va orientando su atenci?n al consumidor. El marketing anticipativo, que se adelanta a las necesidades y deseos de los consumidores, se ubica en uno de los escalones m?s altos. Pero si continuamos especializ?ndonos, el marketing proactivo es capaz de superar incluso al anticipativo, identificando oportunidades que a?n no existen, de manera creativa.

Cuando un consumidor piensa o imagina un producto ideal, en general lo hace seg?n un benchmark de productos disponibles en el mercado que pueden satisfacer lo que necesita. El marketing proactivo es capaz de superar esa idea de producto ideal del cliente, ofreciendo una experiencia totalmente superadora.

La clave o diferencial del marketing proactivo, radica en la posibilidad de crear constantemente acciones que sorprendan superando ampliamente las futuras expectativas del cliente. As? por ejemplo, esta metodolog?a es capaz de crear nuevas necesidades, de construir experiencias que no existen siquiera, de vencer a la competencia sin intentar vencerla, encontrando caminos alternativos.

Las 5 ventajas m?s importantes del marketing proactivo

El marketing proactivo tiene varias ventajas. Entre ellas podemos identificar:

  • Su capacidad para crear experiencias positivas, diferenciales y por sobre todo memorables, que logran un impacto a largo plazo en el cliente. De esta manera, el marketing proactivo sirve como metodolog?a a incorporar en un plan de fidelizaci?n.
  • La posibilidad de mejorar la experiencia general del cliente con la marca, mejorando los puntos de interacci?n que ya existen dentro del customer journey del cliente, o incorporando nuevos.
  • Como metodolog?a del marketing, es una manera m?s de asegurar valor agregado para el cliente en cada una de sus etapas (previo a la venta, durante la venta o en fases de postventa).
  • Funciona como disparador de campa?as de comunicaci?n que atraen nuevos clientes.
  • La oportunidad de crear un mercado propio, con nuevas necesidades y un p?blico completamente cautivo, que responde solamente a intereses particulares que ninguna otra marca puede cubrir, al menos en un principio.

?C?mo balancear entre marketing proactivo y reactivo?

Cuando una empresa decide incorporar como metodolog?a al marketing proactivo, se enfrenta a un reto. ?C?mo mantener las nociones del marketing reactivo mientras que suma las del proactivo? El marketing proactivo entra a cambiar las din?micas del juego, la experiencia completa con la marca, hasta incluso a veces el mism?simo producto que se vende, o hasta a su audiencia. ?En qu? momento se hace el corte? ?Cu?ndo se termina el modelo anterior y se adopta el nuevo? Son preguntas que cada empresa deber? responder a su propio tiempo y seg?n su propia estrategia. Lo que podemos recomendar es siempre el planteo de objetivos claros, y realizar testeos progresivos y constantes. Esto no asegurar? un menor margen de error, la posibilidad de pivotear a tiempo y de contar con comparativas entre viejas y nuevas metodolog?as.