Los 3 beneficios con más éxito para empleados

Como ya hablamos otras veces, definir cuáles son los más beneficios y más indicados para nuestros empleados, es una tarea compleja y que genera mucho trabajo operativo para las áreas de recursos humanos. Aprovechar la información que nos brinda la tecnología es de mucha ayuda a la hora de aliviar esta carga. Y como el programa de beneficios crecerá y cambiará con el tiempo, esa tecnología debe ser una solución escalable, flexible y dinámica. Aparte, que ofrezca soporte e información para poder tomar decisiones resultará de gran valor agregado.

Indicadores como cantidad de canjes, épocas del mes o del año, tiempo de uso de la plataforma o tipos de beneficios más canjeados, nos permitirán acotar y definir cada vez mejor el universo de productos o servicios ofrecidos dentro del programa. Pero, así y todo, podemos pensar en tres áreas o segmentos de beneficios que son los que más éxito tienen a la hora de ser ofrecidos dentro de un programa a empleados.

Los 3 beneficios con más éxito.

1) Acuerdos para descuentos o convenios exclusivos para empleados.
En diferentes medidas, si la persona puede elegir una gift card con descuentos o directamente con acceso a determinados servicios, podemos pensar en varias características que tornan esta opción más exitosa.

  • Alcance de la cobertura. Cuanto más grande sea la marca del beneficio que se está brindando, quizás pueda ofrecer mayor alcance geográfico, horario, o en variedad.
  • La posibilidad de ampliar el beneficio, extendiéndolo a familiares o círculo social de la persona.
  • La variedad de descuentos. Si la persona puede filtrar por categorías, región geográfica, y otras variables podrá hacer un mejor uso del beneficio acorde a sus necesidades.

2) Regalar tiempo.
Algo tan precioso como este recurso puede complementar muy bien otros beneficios dentro de un programa. El tiempo libre es altamente valioso para el empleado y puede traer como retorno varios aspectos positivos para la empresa:

  •  Menores inasistencias.
  •  Mayor foco y compromiso durante el tiempo ocupado.
  •  Satisfacción del empleado.
  •  Atracción de talento.

3) El empleado primero.
Este último tipo de beneficio tiene que ver más con una tranquilidad psicológica para el empleado que con un desembolso puntual. Si el empleado sabe que él como persona está primero para la empresa antes que los resultados, entonces está tranquilo frente a posibles contingencias, se siente seguro y protegido, se siente en familia. Esto contempla soluciones de salud a medida, incentivos según el plan profesional y los objetivos de cada empleado, seguros médicos, de vida o de desempleo, cajas de ahorro, participación en beneficios, etc.

No existe uno de estos tres tipos de beneficios que resulte más exitoso que el otro. Será la combinación perfecta y a medida, acorde a la empresa y a sus empleados, lo que en última instancia garantice la efectividad del programa.